Archivo para 'Opinión'

Nov 21 2007

Sobre los mártires, en positivo

Granada. Ideal de Granada, 11-11-2007.- Mis artículos anteriores sobre la beatificación de 498 mártires estaban enfocados como respuesta a las muchas cosas negativas que se han dicho y escrito en las últimas semanas. Hoy quiero finalizar el tema, pero hablando en positivo; me voy a fijar solo en frases pronunciadas por Benedicto XVI, por el cardenal Saraiva, que presidió la ceremonia de beatificación y por el cardenal Secretario de Estado, monseñor Bertone, que presidió, al día siguiente, la misa de acción de gracias. Son frases que nos ayudan a ver la universalidad de la Iglesia y el compromiso cristiano.

Universalidad
Fue el cardenal Saraiva quien llamó la atención de que los mártires nos hablan de la universalidad de la Iglesia: no son mártires propios de un pueblo o nación, sino mártires de la Iglesia. Explicó que, en esta beatificación no se hablaba de ‘mártires españoles’ sino de ‘mártires del siglo XX en España’; primero porque no todos eran españoles, sino que había al menos dos franceses, dos mejicanos y un cubano; pero, con mucha convicción, añadió; “en cualquier caso, los mártires no son patrimonio exclusivo de una diócesis o nación, sino que, por su especial participación en la Cruz de Cristo, pertenecen al mundo entero, a la Iglesia universal». Y llevaba razón. Hay que superar la estrechez de miras de quienes quieren reducirlos a mártires de España o de media España: son tan mártires de la Iglesia universal como San Pedro, San Sebastián, Santa María Goreti o los mártires vietnamitas. Y es que la fe supera fronteras y nos hace universales; y el mártir es testigo supremo de la fe.

Y esa universalidad se refiere, no solo al espacio, sino también al tiempo: porque, en todo tiempo, la Iglesia ofrece el testimonio supremo de los mártires. Por eso, el cardenal Bertone, en la misa de acción de gracias, aludiendo a que los mártires imitan a Jesús, que entregó su vida por nosotros, dijo: ésta es una nueva ocasión “para constatar cómo la cadena de cristianos que han sido atraídos por el ejemplo de Jesús no se ha interrumpido desde los comienzos de la predicación evangélica”. Y es una cadena que, sin duda, no se interrumpirá. Como se ve, lo importante es la cadena de testimonios de fe: eso es lo que veneramos los cristianos, sin fijarnos en la situación política en que tuvieron lugar los martirios de Palestina, de Roma, de Vietnam, de Rusia, de España, de Polonia, de África o de donde sea.

Compromiso cristiano
Pero, por supuesto, el ejemplo de los mártires tiene que ser un estimulo para el compromiso cristiano de todos nosotros. Benedicto XVI nos ha recordado algo fundamental para los españoles: “con sus palabras y gestos de perdón hacia sus perseguidores, los mártires nos Impulsan a trabajar incansablemente por la misericordia, la reconciliación y la convivencia pacifica”. Buena falta nos hace.

Pero, sobre todo, los cristianos tenemos que sentirnos obligados a crecer en la fe hasta niveles muy profundos: hasta niveles capaces de dar el testimonio del martirio. ¿Han pensado ustedes, mis lectores cristianos, que se nos pudiese pedir a nosotros el martirio? ¿Han pensado que todos los cristianos deberíamos estar dispuestos, por si nos llegara la ocasión? Ante esta numerosísima beatificación, Benedicto XVI nos ha dicho que el supremo testimonio de la sangre no es una excepción reservada a algunos individuos sino que afecta al conjunto del Pueblo cristiano. Pensémoslo.

Pero, llegue o no llegue ese momento, miren lo que nos ha dicho el cardenal Bertone: la vida y muerte de tantos mártires “se ha convertido para todos nosotros en un potente foco de luz y en una apremiante invitación a vivir el Evangelio radicalmente y con sencillez. dando testimonio público y valiente de la fe que profesamos”. Ya lo oyen; testimonio público y valiente. Y ¡fuera complejos cobardes!

Jesús Blanco Zuloaga

Nov 08 2007

Los Mártires (Revista “COMUNIDAD”)

LOS MARTIRES

Oct 29 2007

El punto de partida del reconocimiento de los mártires del siglo XX en España

Roma. ZENIT, 26-10-2007.- La sensibilidad espiritual de los fieles, que recogen los restos de los mártires y veneran su memoria, contemplan en el gesto la unión a la muerte de Cristo en la cruz: éste es el punto de partida para diferenciar a un mártir de otra persona que haya muerto contemporáneamente.

Dos días quedan para que la Iglesia proclame beatos, en Roma, a 498 mártires del siglo XX en España.

texto completo »

Oct 26 2007

¡Gracias, mártires!

Este domingo son beatificados en la Plaza de San Pedro (Roma) casi 500 mártires de la persecución religiosa, habida en España, en la década de los años 30 del siglo pasado. Siete de ellos son religiosos franciscanos que integraban la fraternidad del Convento de Fuente Ovejuna (Córdoba) y fueron ejecutados en el cementerio y cárcel de Azuaga (Badajoz). texto completo »

Oct 25 2007

LA SANTIDAD ESTÁ DE MODA

Artículo de Opnión de la Revista «Comunidad» 14/10/07

El próximo 28 de octubre, el Papa Benedicto XVI, beatificará en Roma a 498 mártires del siglo XX en España. Éstos se deben añadir a otros 233 que beatificó Juan Pablo II el 12 de marzo del 2001. texto completo »

Oct 19 2007

MÁRTIRES AGUSTINOS ESPAÑOLES DEL S. XX

PRESENTACIÓN

El 28 de octubre de 2007 serán beatificados 498 mártires españoles del s. XX, que comprenden 23 causas de procesos martiriales. Entre las 23 causas se encuentra la del P. Avelino Rodríguez y 97 compañeros agustinos, además de 6 compañeros del clero secular. Los 98 agustinos pertenecen a tres provincias religiosas: 68 a la Provincia Matritense; 29 a la Provincia de España; y 1 a la Provincia de Chile. En este artículo se tratará de los mártires de la PAM. texto completo »

Oct 16 2007

Los mártires en la Iglesia

Reflexionar teológica y pastoralmente sobre los mártires en la Iglesia es también disponerse a las gracias que podemos recibir al contemplar su vida entregada, pues esto ha pretendido la Iglesia cuando, ya desde el siglo II, empezó a dar alabanza a Dios por los mártires, los primeros entre todos los santos, poco después que a santa María. texto completo »

Oct 01 2007

Contexto histórico de la persecución religiosa.

En las elecciones del 16 de febrero de 1936, el Frente Popular –un conjunto de partidos de izquierda– se hacía con el poder. La tensión social que en aquellos días se vivía en España se agravó. La persecución religiosa que dos años antes se había producido en algunos puntos de España, principalmente en Asturias, se hizo más intensa y violenta.
Si durante la revolución asturiana de 1934 fueron asesinados alrededor de 30 sacerdotes y religiosos. A partir de febrero de 1936, el número de mártires se multiplicó. texto completo »