Sacerdotes

Los sacerdotes de la parroquia estamos a vuestra disposición, para que no os equivoquéis mucho con los nombres os los digo brevemente:

El calvito -que soy yo mismo y párroco del lugar-, es D. Ignacio y basta saber que no le gusta el queso (bajo ninguna de sus múltiples variantes, desde el de untar al curado entre gusanos).

D. Pedro Perepayá es el más joven y más alto. Come de todo y bastante. No sabe cocinar así que agradece cualquier invitación que se le haga.

D. Daniel, natural de Venezuela y diocesano de Madrid, se incorporó en septiembre de 2019 y le veréis a menudo en el confesionario, vive con su madre en la parroquia

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.